IOT en el sector energético: monitorización y análisis de variables

El Internet de las cosas (IoT) representa una nueva realidad productiva. La información derivada de los datos recopilados de los nuevos dispositivos conectados a Internet se puede utilizar para desarrollar nuevos servicios, mejorar la productividad y la eficiencia, mejorar la toma de decisiones en tiempo real, resolver problemas críticos y crear experiencias innovadoras.

En el sector energético, los dispositivos de IoT han logrado crear redes inteligentes (también llamadas Smart Grids) a través de la recolección, la transmisión y el uso de grandes cantidades de datos.

De esta forma, integra de manera inteligente todos activos conectados a la red, optimizando su funcionamiento y aumentando la flexibilidad de los sistemas.

En este post te contamos el papel que juega el IoT en la cadena de producción, sus aplicaciones y sus múltiples beneficios.

IoT en la cadena de producción energética

Las tecnologías de IoT ofrecen una mayor disponibilidad de información en toda la cadena de valor, permitiendo amortizar mejores herramientas para la toma de decisiones (como la inteligencia artificial o el aprendizaje automático). Además, permiten el control remoto y la ejecución automatizada de estas decisiones.

Estas tecnologías constituyen un lazo de control que se compone de cuatro funciones:

  • Proceso físico: como la generación, la transmisión o el consumo de la electricidad.
  • Proceso de medición: Los sensores toman medidas de los estados y salidas del proceso físico.
  • Proceso de toma de decisiones: de forma independiente y descentralizada o en coordinación con otros componentes.
  • Proceso de actuación: las decisiones se envían de vuelta a los actuadores habilitados en la red para su implementación.

Dada la conectividad entre las funciones de este bucle de control, su implementación exitosa requiere arquitecturas y estándares que aseguren la interoperabilidad entre tecnologías IoT.

Aplicaciones del IoT en el sector energético

La mayoría de los proyectos de IoT en el sector energético se centran en aplicaciones orientadas a la demanda. Sin embargo, el IoT bien utilizado trae infinitos beneficios para la optimización de la cadena de valor al completo, optimizando todas sus fases y la comunicación entre ellas:

  • Generación
  • Transmisión
  • Distribución
  • Consumición

A medida que los sistemas de energía se vuelven cada vez más complejos y descentralizados, las aplicaciones de IoT mejoran la visibilidad y la capacidad de respuesta de los dispositivos conectados a la red.

Te ofrecemos algunos de los beneficios más importantes para el sector de la energía.

Control automatizado de la red

La disponibilidad de datos que rodean todos los aspectos de la cadena de suministro habilita el sistema de operaciones para tomar decisiones precisas sobre una amplia variedad de factores.

La transición de una perspectiva reactiva a una proactiva permite automatizar procesos eficientes para centrarse en la parte estratégica de los sistemas.

Además, la descentralización de los sistemas energéticos debe ir en línea con su digitalización. Sólo de esta forma se podrá controlar el estado de todos los recursos energéticos distribuidos y dispersos.

Mayor estabilidad y confiabilidad de la red

Utilizar tecnologías de IoT para conectar, agregar y controlar las cargas industriales y residenciales permite habilitar la regulación de frecuencias y equilibrar el funcionamiento de la red.

Esta red debe ser observable y medible antes de que pueda ser controlada y automatizada. Mejorar el conocimiento de la situación de los activos y de los valores nos permite identificar cómo suavizar la demanda de carga.

De esta forma se alivia la dependencia de inversiones a largo plazo y en otras inversiones de capital.

Reducción de costes operativos y de mantenimiento

Otro beneficio clave de los datos de IoT es el mantenimiento predictivo. Las pruebas y las reparaciones proactivas reducen enormemente el tiempo de inactividad de las máquinas, al igual que los costes de mantenimiento.

Los dispositivos y sensores inteligentes, por ejemplo, puede enviar información desde equipos remotos indicando una falla inminente, evitando así daños y parones, y dotando al sistema de una flexibilidad muchísimo mayor.

Impulso de la generación de energía renovable

Los productos y las soluciones de IoT, como las pasarelas inteligentes, proporcionan bloques de construcción de sistemas fundamentales que agilizan la integración, reducen los costes de desarrollo y aceleran el tiempo de comercialización de nuevas e innovadoras tecnologías.

Estas tecnologías son fundamentales para impulsar la generación de nuevas y más eficientes energías renovables.

Se eliminan así las restricciones que muchas veces impiden su desarrollo y nos obligan a depender de combustibles fósiles ya limitados.

Descubre más sobre la transformación digital en el sector de energías renovables.

El futuro del sector energético

El uso del IoT en la producción de energía ayuda a satisfacer las demandas de energía de las ciudades inteligentes de manera eficiente. Sin embargo, una infraestructura digital robusta es crucial para el despliegue de una arquitectura de conectividad y datos.

Si las aplicaciones IIoT son dirigidas sabiamente hacia problemas específicos, las compañías de petróleo y gas podrían marcar el comienzo de una nueva industria de menor coste y mayor eficiencia capaz de enfrentar desafíos crecientes.

Menor coste y mayor eficiencia con Nexus Integra

Con Nexus Integra podrás medir de forma precisa e inteligente todos los sistemas involucrados en tu cadena de suministro, y obtener datos específicos necesarios para controlar cualquier entorno de producción, a través de una solución IoT industrial con una plataforma común de operaciones.

Contáctanos para que podamos guiarte en el camino hacia la digitalización. Apoyados en nuestros partners de energía , aseguramos el máximo nivel de calidad en todas las soluciones que ofrecemos.