Principales soluciones de digitalización: Smart Buildings, Smart Industry, Smart Cities

Las soluciones Smart en conjunto con el IoT (Internet de las cosas) permiten combinar una red de alto rendimiento con plataformas que liberan el valor de los datos para ofrecer servicios digitales que mejoran la vida de los diferentes tipos de entornos, desde hogares, hasta fábricas y ciudades enteras.

Con la visualización y el análisis inteligente de datos de diferentes ámbitos, las entidades y las ciudades pueden ganar visibilidad y conciencia contextual en entornos reales, proporcionándoles la información adecuada para tomar decisiones oportunas.

Estas soluciones se basan en cinco principios clave para su funcionamiento:

  • Infraestructura preparada y digitalizada.
  • Datos colaborativos y disponibles abiertamente.
  • Analítica enfocada a la resolución de problemas.
  • Retroalimentación e interconexión entre dispositivos y ecosistemas.
  • Adaptabilidad y flexibilidad ante el cambio y las nuevas tecnologías.

Este tipo de soluciones no son sólo aplicadas en grandes ciudades, si no que tienen presente diversas áreas de interés, todas ellas en una misma dirección: digitalizar sus procesos para volverse infinitamente más eficientes y hacer el mejor uso posible de los recursos.

Soluciones Smart para entornos y edificios inteligentes

¿En qué consisten?

Los edificios inteligentes surgen de la implantación de soluciones Smart para gestión de infraestructuras. Se instalan dispositivos, incluidos sensores y actuadores, que permiten a sistemas inteligentes obtener información del mundo físico, procesar dicha información y poder realizar acciones en consecuencia.

Los hogares inteligentes, por ejemplo, pueden brindar a los habitantes una gran cantidad de servicios útiles y aplicaciones. Están dotados de sistemas domésticos inteligentes que pueden clasificarse en dos términos generales:

  • Servicios de asistencia: proporcionan apoyo directo a los usuarios, como la configuración de dispositivos según las preferencias del usuario o asistencia para enfermos.
  • Servicios de gestión: abordan las funcionalidades específicas. Ejemplos incluyen sistemas de seguridad anti-intrusión y sistemas de detección de fugas de gas.

En la base de tales sistemas se encuentran los mecanismos de automatización del hogar, que brindan la capacidad de monitorear y controlar los componentes básicos de una casa, como puertas, temperatura y sistemas de consumo eficiente para el ahorro de energía y agua.

De una forma muy parecida, las aplicaciones de entornos inteligentes se han expandido a edificios más complejos como hospitales, grandes oficinas o centros educativos entre otros. En este caso los sensores integrados en el entorno podrán dar información al personal, médico, profesor o cualquier parte interesada relevante.

¿Cómo funcionan?

Poniendo de ejemplo el caso de un hospital, los dispositivos se pueden utilizar o bien para la monitorización médica en contextos específicos, por ejemplo, después de una cirugía, o para mejorar diagnósticos y apoyar el seguimiento y la calidad de vida de personas mayores o con discapacidad.

La domótica permite la integración de todos los sistemas de control del edificio, centralizándolos y automatizándolos. Pero los datos que se generan deben procesarse mediante algoritmos de procesamiento de señales, aprendizaje automático y / o análisis de datos para que los sistemas puedan aprender de ellos y volverse inteligentes.

Los edificios inteligentes suponen infinidad de beneficios comunes, disminuyendo enormemente los costes gracias a la reducción en el consumo energético, así como al uso de materiales más resistentes que alargan su vida útil. Además, respetan el medio ambiente, integrándose con el entorno en el que se ubican y apostando por el uso de energías alternativas.

Soluciones Smart para una industria inteligente

¿En qué consisten?

Con el objetivo de impulsar la agilidad, la flexibilidad y la innovación de las empresas y plantas de producción para hacerlas más fuertes y competitivas, las soluciones Smart crean instalaciones y equipos industriales inteligentes y autoptimizables.

Una de las bases para que esto pueda suceder es el reemplazo potencial de las redes eléctricas antiguas por redes capaces de adaptar y distribuir energía y producción en función de la demanda.

Para alcanzar el grado de automatización y eficiencia que permita una fábrica interconectada, se utilizan plataformas y tecnologías innovadores que incluyen redes privadas de 5G, inteligencia artificial y herramientas de Business Intelligence. Las grandes fábricas conectan cientos, si no miles, de sensores y dispositivos, no solo dentro de la planta, sino también con otras fábricas y el mundo exterior.

¿Cómo funcionan?

Los sistemas inteligentes planifican, controlan y optimizan los procesos de la fábrica de forma automática y centralizada, con una mínima intervención humana (ejemplos son los modelos de previsión y respuesta a la demanda, los contadores inteligentes etc.).

El verdadero valor en esta transformación digital está en mejorar la transparencia del proceso de producción a través de los límites organizacionales, facilitando informes y monitoreo en tiempo real con visibilidad de todos los procesos de la industria en una sola plataforma con integraciones personalizadas, accesible para todas las partes.

Las plantas de producción se han convertido en un entorno inteligente intrínsecamente complejo, ya que los mundos digital y físico están fuertemente entrelazados. Los sistemas interconectados se vinculan a los servicios en la nube para monitorear en remoto y analizar datos.

Esto trae innumerables beneficios para la industria, ahorrando costes con el mantenimiento proactivo y respondiendo más rápido a los requisitos de los clientes en constante cambio. Los controles de calidad se vuelven mucho más exhaustivos y efectivos con la informatización de las muestras de calidad, y la digitalización de las fábricas limita el desperdicio de papel, con procesos y documentos controlados y disponibles en todo momento.

Soluciones Smart pata ciudades inteligentes

¿En qué consisten?

El objetivo de estas soluciones es una transformación digital de las ciudades para que brinden servicios más eficientes y receptivos. Su base es una plataforma dinámica de ciudad inteligente que permite utilizar tecnologías digitales y de redes avanzadas para proporcionar servicios adaptados a las necesidades de los ciudadanos.

Las ciudades inteligentes son el escenario más rico y complejo para el entorno inteligente. Engloban diferentes dominios como el medio ambiente, la economía y la movilidad, además de un gran número de desafíos asociados a la participación de múltiples actores con distintas necesidades e intereses.

Sus tecnologías son a menudo transversales a todos los dominios y desafíos, y por tanto la interoperabilidad de las soluciones tecnológicas y las normas es de suma importancia. Los datos generados por las distintas partes interconectadas de la ciudad, se desbloquean y combinan para convertirse en servicios y soluciones valiosas que mejoren todos los escenarios de la ciudad.

¿Cómo funcionan?

Como hemos comentado previamente, este tipo de soluciones Smart son las más complejas debido a la magnitud de estos proyectos. Por ello es necesario un sistema modular y escalable para cubrir cualquiera de las necesidades, combinando cuatro tipos de soluciones que trabajan juntas para crear una ciudad inteligente:

  • Smart Environment: optimización de los recursos naturales, preservación y protección del medio ambiente, control y racionalización del consumo de energía, gestión de residuos, etc.
  • Smart Mobility: planificación y eficiencia de los medios de transporte públicos, control de la congestión y del tráfico, gestión de aforos y plazas de aparcamiento, priorización del ciudadano en el ámbito de la movilidad, etc.
  • Smart People: ciudadanos bien informados, sociedad inclusiva, involucración de los ciudadanos para que tengan poder de decisión, acceso a internet en lugares públicos, e-learning, etc.
  • Smart Living: calidad de vida para los ciudadanos, vídeo vigilancia seguridad garantizada, detección y gestión de desastres naturales, instalaciones públicas, etc.

Los entornos inteligentes son un conjunto de implementaciones de soluciones Smart aplicadas a escenarios concretos de la ciudad. Estos entornos, si a su vez están interconectados entre ellos y completan todas las funciones de una ciudad de forma inteligente, constituyen una Smart City.

 

ebook smart city

Entornos inteligentes: la combinación de soluciones Smart

Las empresas inteligentes, los edificios y las ciudades inteligentes se unen en puntos de interacción. Estas interacciones crean nuevas oportunidades de valor para las ciudades en un entorno abierto y colaborativo. Existen todo tipo de entornos inteligentes, desde puertos, playas y edificios hasta empresas, plantas de energía o aeropuertos.

Las soluciones inteligentes que convierten los entornos en Smart environments suponen beneficios para todas sus partes; los usuarios finales, las empresas con sus proveedores y clientes, los organismos reguladores, los ciudadanos, los proveedores de tecnología etc. Las soluciones inteligentes han llegado para mejorar la forma en que funcionamos.

La solución Nexus Smart City te permite la gestión centralizada de todos los entornos y servicios de la ciudad de forma personalizada, ofreciéndote un sistema modular y escalable para cubrir tus necesidades a medida:

  • Análisis de datos centralizados
  • Gestión centralizada de todos los servicios
  • Sistemas de conectividad inteligente
  • Interoperabilidad de dispositivos y sistemas
  • Solución a medida con fácil escalabilidad
  • Arquitectura de sistema abierto

Contáctanos para que podamos resolver tus dudas y asesorarte en la implementación de Nexus Smart City.